Anima Forma Corporis: El Alma Es La Forma Del Cuerpo.

Hay un aforismo latino que esconde un significado valiosísimo: Separe aude, atrévete a conocer. ¿Valiosísimo por qué? Porque si reflexionamos unas fusas sobre dichas palabras y luego nos miramos al espejo comprenderemos que cuando se conoce algo se lo aprecia mucho más, solamente se puede vivir intensamente aquello que se conoce. Por eso, conocer es una invitación a vivir más. El conocimiento es la antesala donde habitan verbos más profundos, como por ejemplo: cuidar, preferir, perdonar, querer, y en definitiva, amar.

soul edit

Saint Exauspery narra en su majestuoso libro “El Principito” una palabras cálidas que tienen su epicentro en la voz del pequeño personaje de cabellos dorado:

“Son muy bellas, pero están vacías y nadie daría la vida por ustedes. Cualquiera que las vea podrá creer indudablemente que mí rosa es igual que cualquiera de ustedes. Pero ella se sabe más importante que todas, porque yo la he regado, porque ha sido a ella a la que abrigué con el fanal, porque yo le maté los gusanos (salvo dos o tres que se hicieron mariposas) y es a ella a la que yo he oído quejarse, alabarse y algunas veces hasta callarse. Porque es mi rosa, en fin”.

Es una forma muy poética de decir: “nadie puede amar lo que no conoce”. Por eso, te propongo un desafío, ¡que te atrevas a conocer de qué estas hecho vos y los demás!

Quiero ayudarte a descubrirlo pero primero me gustaría decirte lo que NO somos. Por ejemplo: No somos criaturas angeladas, ajenos a los sentimientos y a las sensaciones. Somos seres dotados de voluntad y de sentimientos, de hecho, a veces manifestamos nuestra tristeza con lágrimas de cristal y nuestra alegría con sonrisas de cielo. Tampoco somos un mero pedazo de carne que se sostiene sobre los huesos, aunque a veces la ideología del materialismo nos quiera vender la mentira de que podemos hacer lo que queramos con nuestro cuerpo sin sufrir las consecuencias, porque total: “no pasa nada”.  ¡Somos algo más que eso!, y sé que en lo profundo de tu corazón hay algo que te dice: “Yo soy más que un conjunto de células unidas. ¡Mi vida vale la pena!”

soul (1) edit

Por eso, ahora quiero decirte lo que SI somos. Quiero que sepas que somos cuerpo y alma, es decir, somos un cuerpo animado. Para que te lo imagines, ambos caminan juntos de la mano y a la par. Escribía Aristóteles: la vista es al ojo lo que el alma es al cuerpo. Y es que el alma es la forma del cuerpo, lo que le da vida, lo que lo agita a ir más allá, en definitiva, lo que hace que se nos erice la piel cuando somos sorprendidos por una flecha de cupido.

Los pensadores clásicos resumían la constitución del ser humano en un noble adagio: anima forma corporis, el alma es la forma del cuerpo. ¡Quiero que hagas tu mejor esfuerzo por comprender esto! ¿Por qué? Porque no quiero que te hagas daño, no quiero que sufras. Tenés que saber que todo lo que le sucede al alma  tiene un “efecto” en el cuerpo. La nostalgia, los sueños, la felicidad, los disgustos contagian al cuerpo, a veces son caricias que enternecen pero otras verdaderos rasguños que dejan cicatrices.

No olvides esto:

Quien desprecia lo que le sucede al alma, quien va en contra de su naturaleza humana y se piensa solamente como un cuerpo, tarde o temprano pierde su humanidad, se auto provoca un daño. ¡Nadie puede ignorar sus inquietudes más profundas sin quebrarse!

Talvez puedas decir que el siguiente ejemplo sea algo tonto pero explica a la perfección lo que quiero manifestar…

Me entristezco cuando voy a un bar, me doy vuelta y veo a una amiga que descuida su cuerpo mostrándose como si fuese una de esas vedette que figuran en la televisión y que están ahí para todo el mundo. Es lindo que una mujer se ponga bonita, se maquille, se arregle, pero cuando descuida su pudor es muy fácil para el hombre pensar: ¡Qué pedazo de cuerpo tiene esa chica!¡Qué curvas! y toda una seguidilla de piropos burdos. Una chica que reduce su persona a lo corporal no enamora, no enternece, solo excita. Una chica tiene que tener una autoestima muy baja para andar buscando amor de una forma que nunca lo encontrará. Te cuento un secreto: cuando conozco a una chica me gusta pensar: ¡qué linda mamá sería esa mujer!, ¡qué lindo sería forjar un proyecto familiar con ella!. Pero para poder imaginarme eso necesito conocer su alma, si la primera imagen que tengo es un cuerpo descuidado, por más armonioso que sea, eso me impide conocer su interior, me impide mirarla como una potencial mamá. ¡Me quedó solo con el cuerpo!

Love edit

El cuerpo expresa de qué estoy hecho, es el reflejo de nuestro interior, no lo podemos tratar como “algo más”, como si fuese un envase descartable que se puede usar y tirar, ¡porque no lo es!. El cuerpo debe ser el camino que conduce a descubrir las aspiraciones más profundas, eso que nos hace único, ¡eso que enamora!, el lugar donde duermen nuestros sueños. Tenés que saber que nuestra dignidad humana descansa en lo que tenemos de espiritual y de corpóreo, hay una ley escrita en tu corazón, que es la voz de su conciencia, y que te dice: ¡Sos valioso, cuidate!

Espero que hayas podido comprender la importancia de sabernos seres dotados de cuerpo y alma. No te dejes engañar por esas ideologías utilitaristas contruidas por personas a la que no les importa que seas feliz. Solo quieren usarte y consumir todo lo bueno que hay en tu corazón, porque de esa manera podrán destruir tus sueños más legítimos y cambiarlos por sueños hechos de un humo gris, los sueños de ellos.

Recuerda esto: somos cuerpo y alma porque estamos hechos para algo grande, estamos hechos para amar y ser amados.

Quiero finalizar con una cita sublime del prestigioso psiquiatra Ricardo Rojas:

“El ser humano es un animal amororum, ¡no puede vivir sin un amor en su corazón!.

Bibliografía: Fundamentos de la Antropología. Un ideal de excelencia humana. (Ricardo Yepes Stork)

International Youth Coalition – Youth Defending Life and Family Around de Globe –